Sale a subasta el vestido que llevó Diana de Gales cuando bailó con John Travolta

Por tercera vez en su historia, el inolvidable diseño de terciopelo azul estará a la venta, en esta ocasión a partir de 410.000 euros

por holafashion.es /

Era noviembre de 1985 y el presidente Ronald Reagan y su esposa, Nancy, celebraban una cena benéfica en la Casa Blanca. La velada no solo contó con unos invitados tan excepcionales como el príncipe Carlos y la princesa Diana, sino que dejó para el recuerdo una de las imágenes más inolvidables de esa década: Lady Di bailando con John Travolta. La instantánea dio la vuelta al mundo entonces y a día de hoy sigue siendo uno de los momentos más icónicos de la vida de Diana de Gales. Pero este encuentro entre actor y princesa no solo se convirtió en leyenda por su carácter inesperado, sino que el vestidazo de terciopelo azul que Diana llevó esa noche también tuvo que ver, un diseño que este diciembre, y por tercera vez, sale a subasta.

diana

Diseñado por el inglés Victor Edelstein, uno de los modistos preferidos de Diana de Gales, el vestido que Diana lució esa noche en Washington estableció algunos elementos que se convertirían en característicos de su estilo, como el escote corazón con los hombros descubiertos, un detalle que seguía llevando diez años después y que hoy mantiene su influencia. Con silueta sirena y una asimetría en la falda antes de abrirse en un gran volante, el vestido de terciopelo azul noche -combinado con unas preciosas joyas de diamantes, perlas y zafiros- daba a Diana un aura de estrella del Hollywood clásico, con lo que el baile acontecido en la Casa Blanca bien podría haberse dado en una gala de cine o una fiesta en Los Ángeles en los años 30.

diana-gales-travolta

Tras estrenar el vestido ese 9 de noviembre, Diana de Gales volvió a llevarlo en dos ocasiones: en otro viaje oficial -un año después, en Austria- y, ya en Londres, en un acto de la Royal Opera House en 1991. Seis años después de esa tercera aparición y solo unas semanas antes de su muerte, la Princesa subastó el espectacular diseño con fines benéficos y recaudó 117.00 euros para organizaciones encargadas de enfermos de SIDA. Sin embargo, en 2013 el vestido volvió a salir a puja cuando la empresaria que lo había adquirido, Maureen Dunkel, cayó en quiebra. Un británico lo compró entonces por 278.400 euros para sorprender a su esposa, pero ahora la historia se repite: el próximo 9 de diciembre, la casa de subastas especializada en moda vintage Kerry Taylor Auctions subastará por tercera vez el inolvidable diseño, aunque ahora la cifra promete batir récords ya que el precio de partida es de 410.000 euros.

Últimas Noticias

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema




Para enviar el comentario introduzca el texto de la imagen: