El truco de Irina Shayk para llevar minivestido cuando juega con su hija

La modelo tiene una técnica infalible y muy fácil de copiar con la que convertir los vestidos cortos en la prenda más cómoda del verano

por Laura Alesanco /

Tras su sonada ruptura con Bradley Cooper, Irina Shayk ha estado más que nunca bajo el foco de las cámaras. La modelo se propuso volver a la normalidad lo antes posible y, a pesar de los rumores sobre el posible papel de Lady Gaga en su separación y los titulares que afirmaban que la cantante y el actor habían decidido vivir juntos, Irina Shayk ha sabido hacer oídos sordos. Unos pocos días después de su ruptura, la modelo presumía de cuerpazo en bañador y continuaba con su rutina habitual, centrada en el trabajo y en cuidar de su hija, Lea De Seine. Irina Shayk ha seguido dando sus clásicos paseos por Nueva York en compañía de la pequeña, aunque sin Bradley Cooper, tras llegar a un acuerdo con él que establecía la custodia compartida. Sin embargo, sí hay algo que ha cambiado en la modelo: sus estilismos. Justo después de la ruptura se hizo evidente una inclinación por parte de la modelo hacia looks más sencillos, que la han llevado a descubrir el truco perfecto para llevar minivestidos. 

Irina Shayk con vestido de flores

Irina Shayk es experta en crear looks que funcionan de lunes a domingo. Pero, cuando sale con su hija Lea, de solo 2 añitos, ante todo busca ir cómoda para poder jugar con ella en el parque, de ahí que sus looks hayan ido girando hacia una mayor sencillez y practicidad. Primero se declaró fan del uniforme festivalero que también conquistó a Kendall Jenner y que consiste en combinar un minivestido con botas de agua de caña alta. Después, sustituyó las sandalias por las botas militares, un calzado que, aunque atípico en los días de calor, es mucho más cómodo ya que ofrece más sujeción al pie. Y ahora, Irina Shayk ha encontrado la clave para poder lucir minivestidos cuando acompaña a su hija al parque: llevar unos pantalones cortos y ajustados debajo.

Irina Shayk con vestido blanco

Ya son varias las ocasiones en las que la modelo ha aplicado este truco que, a pesar de ser muy sencillo, también resulta de lo más efectivo, ya que le permite lucir vestidos cortos, la prenda de verano más fresquita, sin tener que preocuparse por sus movimientos. Tanto es así que Irina no ha limitado este truco a las tardes de juegos con su hija, sino que también ha recurrido a él para pasear por las calles de Nueva York. Aunque la modelo ha apostado por los pantalones cortos tipo mallas, muy cómodos y discretos, también se puede conseguir con shorts vaqueros si el vestido tiene más vuelo o su corte se asemeja más al de un blusón.

Últimas Noticias

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema




Para enviar el comentario introduzca el texto de la imagen: