El nuevo 'wrap dress' ya está aquí, en el armario de Emily Ratajkowski

Y olvídate de combinarlo con tacones, haz como la modelo y llévalo con zapatillas

por Mara Mariño /

Desde que Diane von Fürstenberg inventó el wrap dress en los años 70, este vestido infalible y ultrafavorecedor se reinventa con el paso de los años. Inspirado en el kimono, el diseño cruzado también quiere ganarse un hueco en el armario esta primavera/verano, y su estrategia es la de adaptarse a las propuestas de la temporada como ha demostrado Emily Ratajkowski. Quien es una de las mayores admiradoras de la figura wrapped, ha estrenado la nueva adaptación del icónico vestido en su versión más de tendencia: de largo mini, con un escote que recuerda a las americanas y en color salmón. Una prenda que, haciéndose con una de las tonalidades de la primavera, mantiene el toque chic pero también la comodidad de una pieza que funciona igual de bien para una jornada relajada por la ciudad, como hizo la modelo, como para una noche de fiesta.

Emily Ratajkowski

Emily, que prefiere dejar los looks ultrasofisticados para sus paseos sobre la alfombra roja, en su día a día escoge las prendas más minimalistas del armario, como es el caso de este vestido con nudo delantero que tanto recuerda a los uniformes de bailarina. La suya es una opción tan de tendencia como las propuestas de otras firmas como Celine, cubierto de lentejuelas; Balmain, en tejido vaquero y hasta Balenciaga -con estampado de ameba en una versión más bohemia-; una serie de adaptaciones a las novedades de la temporada que hemos visto en pasarela.

De hecho, la propia maniquí cuenta en su armario con diferentes diseños de este estilo, con raya diplomática o flores para el entretiempo, ya que son especialmente favorecedores para mujeres con figura curvilínea. En su caso, el escote cruzado recoge el pecho de una manera elegante desviando la atención hacia la cintura, una maniobra que potencia la silueta de reloj de arena o hourglass.

Emily Ratajkowski

Comfy but make it fashion, cómoda pero con un toque de estilo, podría ser sin duda el lema de la modelo, que por mucho que recurra a los tacones en las citas de altura, es una gran fan del vestir a cada momento del día con zapatillas. Ya sea con falda o con un vestido, como hizo en su paseo por Nueva York, el toque final no lo pusieron unas sandalias de punta cuadrada ni de tiras -algunas de las tendencias de esta temporada-, sino un par de sneakers blancas que rebajaban el wrap dress lo suficiente como para convertirlo en un look casual. Además, añadió unas gafas de sol de montura transparente con cristal marrón ahumado, un accesorio que protege del sol, sí, pero suma puntos volviendo el estilismo más original.

Últimas Noticias

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema




Para enviar el comentario introduzca el texto de la imagen: