Por qué los refrescos 'light' no sirven para adelgazar (y estos 10 alimentos, sí)

Científicamente probado: estos son los ingredientes que te ayudan a perder peso de forma saludable

por Amaia León /

A pesar de que siempre se dice que los refrescos light "no son saludables", resultan una tentación en la que muchas deciden caer, incluso aunque estén a régimen. "¿Una bebida dulce sin apenas calorías? ¿Por qué no?". Un reciente estudio llevado a cabo por el Colegio Médico de Wisconsin y la Universidad Marquette (ambas en Wisconsin, Estados Unidos) podría haber revelado el argumento definitivo para deshechar esa forma de pensar. Según concluyó esta investigación, los edulcorantes artificiales -presentes en estas bebidas- podrían cambiar la forma en que el cuerpo procesa la grasa y obtiene energía, predisponiendo a la obesidad y a diabetes. Por eso, y porque son uno de los peores enemigos de un vientre plano, si buscas adelgazar nunca deberías tomar refrescos light, aunque te atraiga su etiqueta de 'cero calorías'. De hecho, hace unas semanas, otro estudio apuntaba a que la clave para perder peso no es contar calorías, sino buscar ingredientes de calidad, con tantos beneficios añadidos como los que confeccionan la lista de los alimentos más saludables según el portal Medical News Today.

sincerelyjules

1. Almendras

El miedo a las grasas que aportan los frutos secos está poco a poco erradicándose gracias a que la ciencia demuestra una y otra vez sus beneficios nutricionales y su relación con un peso saludable. Aunque también las nueces son beneficiosas, las almendras tienen más fibra, con lo cual resultan más saciantes, convirtiéndose en un snack fantástico.

2. Lentejas

Las legumbres son un pilar de la Dieta Mediterránea, que, según muchos estudios, es la más sana. Son bajas en grasas y altas en proteínas y micronutrientes como vitaminas del grupo B, calcio, magnesio y fósforo. Además, las lentejas en concreto ayudan a mantener los niveles de glucosa estables, lo cual regula el apetito, y podrían prevenir el cáncer, según una nueva investigación.

3. Copos de avena

El porridge es un desayuno cada vez más habitual, también fuera de las Islas Británicas desde donde se popularizó, aunque solo un 3,3% de los españoles toma copos de avena cada día, según un estudio de la Fundación Española de Nutrición (FEN). Tras hacer esta investigación, los expertos de FEN concluyeron que había que incentivar su consumo, porque, además de prevenir patologías como la diabetes o ciertas enfermedades intestinales, sus interesantes valores nutricionales (buenos porcentajes de proteínas, hidratos de carbono complejos y grasas saludables, así como muchas vitaminas y minerales) lo convierten en un alimento muy completo. Y sus altos niveles de fibra te ayudarán a mantenerte saciada más tiempo.

4. Brócoli

El brócoli cuenta con un componente llamado sulforafano que tiene propiedades anticancerígenas, siempre que no se cocine demasiado. Por eso, los dietistas suelen recomendar comerlo crudo. Además, de esta forma también te beneficias de un índice glucémico más bajo y así te mantendrás saciada duramente más tiempo. Como añadido, sus betacarotenos y la vitamina C que aporta de ayudarán a tener una piel más bonita y joven.

5. Manzanas 

Su alto aporte de antioxidantes la convierte en una fruta muy saludable, incluso "milagrosa", según un equipo de científicos de Florida State University que comprobó cómo se regulaban los niveles de colesterol al tomar manzanas diariamente. Algunos incluso defienden que este hábito puede alargar la esperanza de vida. De cualquier modo, es un buen alimento para comer como aperitivo entre comida y comida porque apenas tiene calorías (alrededor de 50 kcal por pieza), pero sí bastante fibra y otros nutrientes.

6. Arándanos

Se han vinculado a la mejora del sistema inmunológico y de la salud mental, así como a la prevención de otras enfermedades. Por ejemplo, la obesidad. Son ricos en antioxidantes e, igual que otras frutas, aportan mucha fibra, vitaminas y minerales sin apenas sumar calorías.

7. Aguacate

El superalimento de la década es también uno de los ingredientes hipercalóricos que comen las personas delgadas. Sus beneficios han quedado probados por la ciencia y comprobados por quienes más se cuidan, y ya nadie teme ni la energía ni las grasas que aporta. Además, es rico en vitaminas del grupo B, vitamina K y vitamina E, y tiene mucha fibra. 

8. Vegetales de hoja verde 

El famoso e instagrameado kale pertenece a este grupo, pero también las acelgas, la rúcula, la col rizada o las espinacas. Precisamente estas últimas suelen ser una de las recomendaciones de los dietistas porque, sin apenas aportar calorías, añaden muchas vitaminas y minerales que cuidan el cuerpo por fuera (consiguiendo una piel bonita) y por dentro (fortaleciendo los huesos, entre otros beneficios).

sezane

9. Pescados azules

Esta lista de la alimentación sana la completan dos grupos de origen animal. En primer lugar, los pescados azules (como salmón, atún o sardinas), imprescindibles en cualquier dieta equilibrada porque aportan ácidos omega 3, grasas muy buenas para el corazón y para el sistema nervioso, pero también para la piel. Las personas vegetarianas pueden obtener estas grasas de semillas o aceites, como la linaza o la chía.

10. Huevo

Su principal valor nutricional es su alto contenido en proteína, básico para unos músculos fuertes, entre otros beneficios. Aunque hay quien deshecha la yema porque cree que aporta muchas grasas, lo cual es un gran error porque, primero, se tratan de grasas insaturadas (beneficiosas para el organismo) y, segundo, es en esa parte del huevo donde están las principales vitaminas y minerales.

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema




Para enviar el comentario introduzca el texto de la imagen: