¿Eres víctima de tus zapatos de verano?

Te damos algunos consejos para prevenir rozaduras, ampollas... y tratarlas cuando ya es demasiado tarde.

por holafashion.es /

Has renovado por completo tu zapatero y te encantan tus nuevos must haves pero, por mucho que te cueste admitirlo y a pesar de lo chulos que son, no son los más cómodos. Ya lo decían nuestras madres y abuelas: "¡para presumir hay que sufrir!". Y, a veces, ¡de qué manera! El verano tiene muchas cosas buenas pero nadie negará que es una de las épocas más duras para nuestros pobres pies. Y es que, tras meses mimándolos con medias y calcetines, esta parte de nuestra fisionomía entra en contacto directo con materiales duros y costuras inoportunas que pueden provocan rozaduras y dolorosas ampollas

Sandalias de tiras de Zara

PULSA SOBRE LA IMAGEN PARA ACCEDER A LA GALERÍA

Para evitar que nuestros pies parezcan recién llegados del Camino de Santiago, os proponemos diez consejos que te ayudarán a lucirlos perfectos durante todo el verano gracias a Made in me, una empresa online de personalización de zapatos.

1. Hidrata tus pies

Es importante que mantengas tus pies hidratados durante todo el verano. La clave está en aplicar una crema hidratante ligera, tanto en la planta como en el talón y el empeine. De esta forma, la piel de la zona se volverá más elástica y resistente. Una práctica que también te permitirña evitar las antiestéticas grietas que se forman en los talones.

2. Hidratar el calzado

La dureza de las costuras del zapato puede provocar molestas rozaduras en tus pies. En este caso, aplica crema hidratante sobre las mismas (días antes de ponértelos) para reblandecerlas y hacerlas más suaves; siempre y cuando el zapato sea de piel.

3. Prepara las zonas más sensibles de tu pie

Como más vale prevenir que curar, prepara aquellas zonas del pie donde creas que el zapato puede incidir con mayor presión. Aplica sobre ellas vaselina, tres o cuatro días antes del momento en el que tengas previsto ponértelos.

4. Algunos truquitos caseros

En caso de no haber podido preparar las zonas sensibles de tus pies con antelación podemos acudir a los remedios caseros, un terreno donde las abuelas se mueven como pez en el agua.

  • Mete los zapatos en una bolsa de plástico e introdúcelos en el congelador durante unas horas (al menos dos). Nada más sacarlos, aprovecha la humedad adquirida y póntelos para adaptarlos a tu horma.
  • También puedes llenar un bolsa de congelación con agua e introducirla dentro del zapato antes de meterlos en el congelador. Al helarse la bolsa aumentará un poco su volumen y de esta manera hará que los zapatos cedan un poco. Póntelos nada más sacarlos para que se adapten a tu pie.
  • Rocía con alcohol un papel de periódico e introdúcelo dentro del zapato antes de ponértelos para adaptarlos a la forma de tu pie.

5. Acude a los calcetines invisibles

Actualmente, la variedad de pinkies es mayor que nunca. Los hay para cubrir dedos y talones, sólo dedos, la zona de las almohadillas de la planta... Opta por este truco si el zapato te lo permite (es decir, si los oculta) y así te protegerán de los roces.

Consejos para evitar rozaduras

PULSA SOBRE LA IMAGEN PARA ACCEDER A LA GALERÍA

6. Adáptalos a la forma de tu pie

Otro consejo muy recomendado es ponerte los zapatos para andar por casa, a ratos, durante la semana de antes. Así irán cogiendo la forma de tu pie. También puedes hacerlo con calcetines, para darlo de sí y acelerar el proceso de adaptación de los mismos.

Recuerda también que el zapatero puede ensancharlos un poco gracias a herramientas y productos profesionales. Consúltale.

7. La magia de las plantillas de silicona

Las plantillas de silicona pueden ayudar a evitar la formación de rozaduras en la planta del pie, sin embargo, la zona del talón y la de los dedos, queda desprotegida. Valóralo probándolas.

8. Otros productos clave

También puedes recurrir a los sprays especiales que nos ofrecen en algunas zapaterías, e incluso en farmacias. El objetivo no es otro que ablandar el interior de los zapatos para adaptarlos a cada pie. Para obtener un mejor resultado, es recomendable caminar durante media hora con calcetines, y el zapato en cuestión, tras la aplicación de spray. Ten la precaución de probar el producto en una zona oculta del zapato, por si deja algún tipo de mancha.

También encontrarás productos en roll on que crean una capa protectora para que el contacto entre el calzado y la piel no sea tan directo.

No te olvides de las tiritas. Si tienes claro dónde puede rozarte el zapato, protege esa zona antes de salir de casa. Y lleva siempre una selección de varios tamaños, ¡por lo que pueda pasar!

Cuando ya es demasiado tarde...

No has podido evitarlo y unas dolorosas heridas/ ampollas adornan tus pies después de ponerte tus zapatos nuevos. Lava la zona con agua templada y jabón para desinfectarla, lo último que queremos es que el daño sea aún mayor. Hierbas como el tomillo o el romero son desinfectantes naturales, prepara la mezcla hirviéndolos con agua y aplica el resultado sobre la zona. La manzanilla también alivia. Otra alternativa es el agua con sal. Es molesto, lo sabemos, pero piensa en los beneficios. Trata bien la zona para que se recupere lo antes posible. El aloe vera también es una buena solución para aliviar este tipo de molestias ocasionadas por el roce. Aplícalo y déjalo actuar y notarás mejoría. 

En el caso de las ampollas, ni se te ocurra explotarlas ya que el mal puede ser aún mayor. Si el líquido no se reabsorbe puedes desinfectar una aguja y pinchar la piel con mucho cuidado para que éste salga y así disminuir la hinchazón de la zona. Aplica yodo o algún otro producto desinfectante a continuación. Si ves que la cosa no mejor, acude a tu farmacéutico, él te dirá que hacer y te dará un tratamiento adecuado. 

Y tú, ¿tienes algún truco para evitar el mal trago de los primeros días de calzado nuevo? Toma nota de nuestros consejos y no permitas que las rozaduras te amarguen el verano. Vístete por los pies y haz de la expresión 'pisar con los pies en la tierra' tu mejor eslógan para la temporada estival. Y haz como las celebrities, ellas no sólo los cuidan con tratamientos y pedicuras sino que los visten con sofisticados zapatos. Fíjate en nuestra galería de imágenes.

VER: CONSEJOS PARA LLEVAR TACONES

Y tú, ¿qué opinas?

Esta es la opinión de los internautas, no la de hola.com. No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema




Para enviar el comentario introduzca el texto de la imagen: